Entradas

Mostrando entradas de abril, 2011

ESTRATEGIAS PARA CONSEGUIR UNA FAMILIA FELIZ (V)

ESTRATEGIA QUINTA
LA ARGAMASA ESPIRITUAL. VIDA DE PIEDAD EN FAMILIA. LITURGIA:
La familia es definida, nada menos, que como “iglesia doméstica”. La familia, fundada y vivificada por el amor, es una comunidad de personas: del hombre y de la mujer esposos, de los padres y de los hijos, de los parientes. Su primer cometido es el de vivir fielmente la realidad de la comunión con el empeño constante de desarrollar una auténtica comunidad de personas.
El principio interior, la fuerza permanente y la meta última de tal cometido es el amor: así como sin el amor la familia no es una comunidad de personas, así también sin el amor la familia no puede vivir, crecer y perfeccionarse como comunidad de personas. Cuanto he escrito en la encíclica Redemptor hominis encuentra su originalidad y aplicación privilegiada precisamente en la familia en cuanto tal: «El hombre no puede vivir sin amor. Permanece para sí mismo un ser incomprensible, su vida está privada de sentido, si no le es revelado el amor, si…

Cuaresma

Imagen

LA INSATISFACCIÓN DE UNA SOCIEDAD OBSESIONADA CON LA FELICIDAD

De "ACEPRENSA". Me parece muy clarificador, por lo que recomiendo su atenta lectura:

Fuente: City Journal Fecha: 28 Marzo 2011
La felicidad se escapa la que la persigue, advierte Pascal Bruckner en un artículo sobre las contradicciones de una existencia centrada en el cumplimiento de los propios deseos. El ensayista francés Pascal Bruckner, autor de obras como La tentación de la inocencia, rastrea la génesis de las ideas contemporáneas sobre la felicidad y sostiene que, paradójicamente, la sociedad que ha dado más importancia a la felicidad individual es la que cuenta con un porcentaje importante de insatisfechos e infelices.
Como Bruckner dice también en su libro La euforia perpetua, a partir del siglo XVIII se generalizó una nueva concepción de la felicidad. En su desarrollo estuvo implicada la ciencia y la técnica, que consagraron una visión optimista del progreso: “De repente –escribe en City Journal– este mundo ya no estaba condenado más a ser un valle de lágrimas; el hombr…

ESTRATEGIAS PARA CONSEGUIR UNA FAMILIA FELIZ (III y IV)

ESTRATEGIA TERCERA
UNIDAD DE VIDA. EJEMPLO. SOBRIEDAD.
Unidad de vida: todas nuestras potencialidades, nuestros afectos, nuestras creencias y nuestra manera de actuar deben ser coherentes y transmitir nuestra personalidad nuestra manera de ser y nuestra condición de padres de familia cristiana.
ANÉCDOTA: Los “Bigfoot”, vehículos con ruedas enormes, desproporcionadas, furgonetas con ruedas de tractor, que no sirven en realidad para nada más que para el espectáculo circense. La unidad de vida es atractiva y atrayente.
ANÉCDOTA: Cofradía de Málaga. Satisfacción, orgullo legítimo, cansancio por el esfuerzo realizado… pero… si la estación de penitencia no se hace con un sentido verdaderamente religioso, para acompañar a Jesús en su pasión todo queda en el aire, deslavazado y carente de sentido, incapaz de proporcionarnos felicidad.
ANÉCDOTA: de BXVI: reunido a comer con unos estudiantes jóvenes, conociendo Alemania, cerca de Ratisbona… “Parecía conocerlo bien, sin lugar a dudas era un “habitué…

26M. DÍA DE LA VIDA 2011. HUESCA

Imagen

ESTRATEGIAS PARA CONSEGUIR UNA FAMILIA FELIZ (II)

Imagen
ESTRATEGIA SEGUNDA


AUTORIDAD PATERNA. ESFUERZO, TRABAJO:
Educar bien a los hijos significa poner mayor intencionalidad en la actividad normal de relación humana en el hogar. Esto se basa en el entendimiento y la voluntad y hay que desarrollarlos simultáneamente.
—Autoridad deriva del verbo latino augere, que significa aumentar, incrementar, promover, hacer crecer.
Solo habrá verdadera autoridad cuando se ejerce con disposición de servir.
En la familia, la autoridad la tienen y deben de ejercerla los padres como primeros responsables de la familia y de la educación de los hijos.
Los hijos son los primeros que se benefician de la autoridad de los padres, que correctamente ejercida es una influencia positiva que sostiene y acrecienta la libertad en desarrollo de cada hijo.
La autoridad de los padres no sólo incide en el crecimiento moral de los hijos, sino también en la unidad, LA COHESIÓN y en la autonomía de la propia familia e incluso en la mejora de la sociedad. Contribuye decisivamente al…